agosto 17, 2016

FSM Montreal 2016: Primer balance

Evaluación del Foro Social Mundial celebrado en Montreal (Canada) en Agosto de 2016:

Montreal, 15 de agosto, 2016 – El Foro Social Mundial (FSM) hace un balance muy positivo de esta 12ª edición, la primera que se realiza en un país del Norte. Este FSM ha sido la plasmación de un trabajo organizativo que comenzó hace 3 años, concretamente en Mayo de 2013, tras la finalización del FSM celebrado en Túnez, explicó Carminda Mac Lorin, una de las coordinadoras del grupo motor. El evento ha contado con 35.000 participantes. Fueron 15.000 las personas presentes en la marcha de apertura, donde estuvieron representados 125 países. Recordemos que en el primer Foro Social Mundial de Porto Alegre en Brasil en 2001, 20,00 personas participaron en el evento. Por lo tanto, teniendo en cuenta estos números, los organizadores están más que satisfechos en cuanto a los resultados de este primer Foro Social Mundial celebrado en un país del Norte.

La celebración de este Foro Social Mundial no habría sido posible sin los 1.000 voluntarios que entregaron su tiempo de forma entusiasta durante el evento.

En total, 1.200 actividades autogestionadas se llevaron a cabo, así como 200 actividades culturales y diversos foros paralelos como el Foro Mundial de Medios Libres, el Foro Parlamentario Mundial, el Foro de las Teología liberadoras o el Foro Social Mundial para un mundo libre de fisión nuclear.

El Foro Social Mundial también desea subrayar la importancia de la participación de los 26 comités de autogestión del FSM, por ejemplo, el Comité para la Democracia, el comité para la protección social y los derechos humanos o la Comisión de Educación. Estos comités se vinculan con diversos temáticas y actividades que se desarrollaron durante el evento.

También hubo 22 asambleas de convergencia que dieron lugar a más de un centenar de iniciativas como, por ejemplo, Estados Generales en la educación y la participación multitudinaria durante el día en la defensa de los servicios públicos. La próxima semana, el FSM publicará en su página web el calendario de las diferentes acciones de cambio social que fueron formuladas durante el Ágora de iniciativas y que se puede utilizar como guía por los ciudadanos y ciudadanas de todo el mundo, proporcionándoles propuestas concretas sobre cómo cambiar el sistema.

No obstante, el Foro Social Mundial lamenta que el 60%, según los primeros datos provisionales, de las demandas de visado para participar en el evento hayan sido rechazada por el gobierno canadiense. El Colectivo FSM se ha comprometido a representar a todas estas personas excluidas por el gobierno y también para trasladar a la sociedad civil lo que estos participantes podrían haber llevado al FSM. “También queremos usar el caso de Montreal con el fin de cuestionar la accesibilidad de los países del Norte”, explicó Raphaël Canet, co-coordinador de este FSM.

El Consejo Internacional del Foro Social Mundial mantiene ya las primeras reuniones para planificar la próxima edición del WSF.

El Foro Social Mundial es el mayor encuentro de la sociedad civil con la finalidad de encontrar soluciones a los problemas de nuestro tiempo. Creado en 2001 en Brasil, el FSM reúne a miles de participantes de más de 1.000 actividades (talleres, conferencias, espectáculos artísticos …) en relación con diferentes temas (desarrollo social, economía solidaria, medio ambiente, derechos humanos, democratización …).

 https://fsm2016.org/en/bilan-de-ledition-du-forum-social-mondial-a-montreal/
agosto 14, 2016

El escándalo de la apropiación de la Mezquita de Córdoba por parte del Obispado

mayo 2, 2016

Carta al Papa Francisco de un iraquí sobre la Mezquita-Catedral de Córdoba

El pasado 8 de Abril una familia musulmana culta procedente de Iraq disfrutaba de una estancia vacacional en la ciudad de Córdoba. Llevaban ya varios días por estas tierras preñadas de historia multicultural y de herencias cruzadas, gozando de una experiencia serena y enriquecedora. Mientras visitaban la Mezquita-Catedral  y, de una forma sencilla y espontánea, el iraquí Luay comenzó a rezar al Dios único de los cristianos, judíos y musulmanes, el Dios de Abraham. Su sorpresa fue mayúscula cuando de pronto se vio asedidado por un guardia de seguridad que, de malos modos, le obligó a él y a su familia a abandornar el recinto.

Luay Al-Khatteb, escritor, periodista y conferenciante iraquí.

Luay Al-Khatteb, escritor, periodista y conferenciante iraquí.

A raíz de este penoso acontecimiento se decidió a publicar, en el importante periódico estadounidense con el que colabora, una “Carta abierta al Papa Francisco”, invocando al jefe espiritual del catolicismo a tender un puente invisible a todas las personas hermanas del mundo, mediante un sencillo gesto de apertura, complicidad y generosidad hacia muchos seres humanos que están siendo perseguidos y marginados por motivos religiosos y étnicos. Algunas de las ideas contenidas en esa carta pueden ser resumidas en estos párrafos:

* La tolerancia religiosa está siendo brutalmente acosada por una pequeña minoría de extremistas. Sus métodos violentos tienen como objetivo provocar la segregación social y el choque de comunidades. Ellos secuestran e instrumentalizan el sentimiento religioso en un intento por magnificar su movimiento totalitario mediante la propaganda mediática.

* El terrorismo del Daesh nos propone una narrativa muy simplista de lucha, polarización y salvaje enfrentamiento de cristianos contra musulmanes, chiítas contra sunitas y musulmanes frente a judíos. Todo ello mientras toman partido por la supremacía de una secta (el salafismo-wahabismo) agresiva, minoritaria y muy poco representativa del Islam en su conjunto. Esta secta considera como enemigos a exterminar a todas aquellas visiones de la religión diferentes a la suya, incluyendo (quizás incluso de forma prioritaria) a las islámicas no salafistas.

* A menos que luchemos activamente contra esta narrativa, los extremistas pueden generar división en nuestras sociedades, desafiando a la misma esencia de la democracia. Son estas semillas criminales de confrontación las que pueden manifestarse no sólo en la violencia, sino también en actitudes de abierta hostilidad contra musulmanes y cristianos por igual, en aquellos lugares donde estas comunidades son poblacionalmente minoritarias.

* Algunas personas están decididas a borrar la herencia multiconfesional de ciertos enclaves simbólicos existentes en muchos lugares del mundo. Uno de ellos es la Mezquita-Catedral de Córdoba. La familia de Luay tuvo un encuentro desagradable con algunas de estas personas, empeñadas en mantener una severa prohibición sobre la oración islámica allí. Su experiencia y la de otras personas, no suficientemente difundida, puede constituir una oportunidad positiva para que Su Santidad pueda defender y promocionar las relaciones interreligiosas. Ahora es el momento de actuar con decisión sobre la cuestión de la autorización para orar en todos los lugares de culto. A tal fin, el permitir la oración islámica en la Mezquita-Catedral de Córdoba, sería altamente simbólico, algo que los extremistas de todo el espectro político temen profundamente. En este momento crítico de nuestra historia colectiva sería, indudablemente, una importante victoria para la causa de la paz y la convivencia.

* Efectivamente hay pocos símbolos más potentes que los credos unidos en un lugar de oración. Cuando las religiones muestran tolerancia mutua se sitúan en una narrativa diametralmente opuesta a la que Daesh nos propone. También debilita la causa de las propuestas políticas xenófobas en Europa y América del Norte encarnadas, en este último caso, en personajes como el de Donald Trump. Sin la escalada verbal filofascista que se produce después de cada atrocidad, ya sea en París, Bruselas o Londres, el trabajo de los yihadistas solo estaría a medio hacer ya que la segregación, el odio, la desconfianza mutua y la supuesta inevitabilidad de una guerra entre comunidades religiosas constituye su más anhelado objetivo. Así que cuando la iglesia de San Juan en Aberdeen abrió sus puertas a la comunidad musulmana local en 2013 o cuando al menos 80 mezquitas en el Reino Unido abrieron sus puertas al público británico se hizo mayor daño a la causa terrorista que con la detención de alguno de sus aislados integrantes.

* En Irak, país de origen de quien escribe la carta, también se producen gestos positivos de estas características. Cuando decenas de miles de cristianos huyeron de la ofensiva de Daesh en junio de 2014, pudieron encontrar refugio seguro en el santuario del Imam Ali en Nayaf, uno de los lugares más sagrados del Islam chiíta. Este es el polo opuesto de lo que quiere Daesh. Delegaciones de los sunitas iraquíes también han sido bien recibidas en estos lugares sagrados, una imagen muy perjudicial para Daesh y Al Qaeda.

* Sería históricamente apropiado permitir la oración islámica en la Mezquita-Catedral. Ciertamente Córdoba en el siglo X disfrutó de un periodo cultural fascinante, en el que el diplomático judío Hasday Ibn Shaprut establece una relación duradera con el califa Abd al-Rahman III. Este tiempo fue testigo de un asombroso enriquecimiento mutuo entre la literatura hebrea y árabe. Es este el mismo tipo de solapamiento religioso que anteriormente se había visto en Irak en el siglo V, con ejemplos como el de “Esdras el escriba” (Uzair en el Corán), el viajero judío que tiene un santuario hoy en al-Amara en Irak. Por supuesto Córdoba es más famosa que la tumba de Esdras, al ser reconocida como Patrimonio Mundial de la Humanidad desde 1984. Construida en el año 784 dC, la Mezquita alcanzó su apogeo en el siglo X, cuando el califato omeya se extendía por toda la mitad sur de España. Posteriormente ya en el S XIII Fernando III transformó la mezquita en una catedral, preservando su magnífica arquitectura árabe, con un impresionante  bosque conformado por cientos de arcos y columnas.

* En la Mezquita-Catedral de Córdoba la familia de Luay se encontró con gente empeñada en borrar algo de la historia. No había pasado mucho tiempo desde que, en noviembre, un grupo local extremista llamado Vox llevó a cabo una manifestación con el argumento de que el no eliminar la palabra “Mezquita” del nombre de la Catedral de Córdoba, sería una “victoria para el yihadismo.” Sin embargo la realidad es justo la contraria. Es el “borrado” de esa palabra la que se alinea con los objetivos propagandísticos del fundamentalismo salafista que sirve de combustible ideológico a Daesh y Al-Qaeda. Simplemente pensemos… ¿Qué molestará más a los terroristas, que permitamos la denominación Mezquita-Catedral o que prohibamos el uso (para ellos herético e intolerable) de ese concepto intercultural?.

Es triste que las cosas hayan llegado a este punto, pero quizás los resultados de una campaña internacional para preservar el status intercultural del lugar, la cual ha conseguido ya casi 400.000 firmas en Change.org, es un paso positivo en la buena dirección. Por otra parte, se está litigando en la actualidad a favor de la propiedad pública del sitio, afirmando su condición de Patrimonio Mundial como un legado histórico de incalculable valor, más allá de la explotación privada y libre de impuestos ostentada actualmente por una determinada jerarquía eclesial.

Los tiempos de la discriminación religiosa deben quedar definitivamente superados. Lo que esta familia vivió en Córdoba no era un reflejo de la Europa de la libertad que muchos pregonan. Las religiones abrahámicas comparten un mismo Dios, por lo que la oración en cualquier lugar de culto seguramente debería ser considerado como un derecho humano fundamental. En la Constitución Española de 1978, artículo 16.3, se establece que “Ninguna confesión tendrá carácter estatal. Los poderes públicos tendrán en cuenta las creencias religiosas de la sociedad y mantendrán las consiguientes relaciones de cooperación con la Iglesia Católica y las demás confesiones “.

Tal vez es por esta razón por la que las autoridades no exhiben ningún panel prohibiendo a los musulmanes rezar en la Mezquita-Catedral de Córdoba. Los administradores privados del lugar no tienen ningún respaldo legal para impedirle rezar a nadie en virtud del derecho de admisión. De hecho, los únicos tres “NO” en las condiciones de la visita son: “No llevar ropa indecorosa, no ir acompañado de mascotas, y no ingerir alimentos o bebidas en el interior del templo”.  Así que lo que está prohibido es un acto de libertad individual que no implica ningún tipo de daño contra nadie. Afortunadamente el delito de pensamiento pertenece a un oscuro lugar del pasado de Europa. Mantegámoslo de esa manera y hagamos de Europa una sociedad abierta y tolerante, conviertiendo a Córdoba no sólo en un símbolo de la convivencia intercultural, sino también en un ejemplo mundial del nuevo tiempo que se abre ante nosotros. Luay y su familia esperan poder regresar algún día a Córdoba y completar la oración inconclusa, la cual pedía a Dios por cierto, por la paz en la Tierra y por una mayor comprensión entre los seres humanos.

abril 16, 2016

Banca pública y democrática: ¿Por qué es indispensable?

El dinero es parte de nuestra vida diaria pero entendemos poco sobre cómo se crea, de dónde viene y quien lo controla, debido a que el proceso ha sido objeto de desinformación por parte de las élites que se benefician manteniéndonos en la oscuridad y lucrándose con un sistema diseñado a su medida. Quién así habla es la abogada estadounidense Ellen Brown cuyos libros intentan precisamente poner luz y ayudarnos a comprender los engranajes de estos cruciales asuntos. Sus conclusiones, perfectamente documentadas, son demoledoras. Las instituciones públicas han ido cediendo el inmenso poder de la creación y puesta en circulación del dinero a un puñado de empresas privadas que lo usan de forma discrecional para implementar las políticas más adecuadas a sus intereses particulares, forzando a gobiernos democráticos a legislar en contra del bienestar de sus propias ciudadanías. Aquí algunas de las ideas contenidas en su importante libro “Telaraña de deuda” (Web of Debt):

telaraña_de_deuda

* La capacidad para poner nuevo dinero en circulación está controlada, de facto, actualmente casi en exclusividad por entidades privadas. Cuando alguien pide un crédito a un banco privado nuevo dinero es puesto en circulación, cantidad que se añade a la masa monetaria que ya existía previamente.

* El Banco Privado no necesita tener “dinero en caja” para emitir ese nuevo crédito, basta contar con la “licencia” del Banco Central para poder hacerlo. El BC (la FED en el caso estadounidense) se compromete a prestar “asistencia ilimitada” a estas entidades privadas para dar respaldo a sus operaciones. Todo el dinero nuevo puesto en circulación lleva asociado un tipo de interés, aunque el suministrado a los Bancos Privados, tiene un tipo real prácticamente de cero.

* Los gobiernos “democráticos”, comenzando por el de los EEUU, han entregado su capacidad de generar y poner en circulación nuevo dinero libre de deuda a este consorcio de entidades privadas, renunciando con ello a su independencia política real.

* Lo que realmente subyace aquí es un conflicto de poder político entre dos instancias independientes: El BC (o la FED en el caso estadounidense) y los gobiernos de las naciones. El primero dice: “Hay que privatizar servicios públicos” mientras los segundos ponen reparos porque saben que si lo hacen perderán votantes. Como la primera instancia es la que realmente controla el poder, las privatizaciones tienden a ejecutarse bajo la amenaza de paralizar los flujos del crédito. La primera instancia tiene poder para sometar a la otra a todo tipo de presiones, amenazas y chantajes, obligándola a aceptar rescates a entidades financieras quebradas mediante el uso de fondos públicos. El resultado final es que los gobiernos terminan por caer pero las políticas económicas persisten debido al sistema asimétrico de distribución de poder realmente existente.

* Los consorcios de bancos privados también tienen el poder de hundir en los mercados el valor de las monedas y otros bienes cotizados de países “hostiles” a sus políticas mediante el mecanismo de las “ventas en corto”. Estos movimientos, ejecutados de forma brusca, pueden crear fuertes crisis inflacionarias en esos países obligados a comprar productos no disponibles en su mercado interior, pero necesarios para la vida de sus gentes. Las “ventas en corto” consisten en órdenes masivas de salida sobre ciertos activos cotizados o sobre acciones que se han tomado prestadas durante horas con el único objetivo de hacer descender su valor mediante una venta rápida. Posteriormente estas acciones o valores son recompradas en el momento oportuno una vez que el chantaje ha sido consumado. Sí, efectivamente, el sistema legaliza el fraude que significa vender algo de lo que realmente no somos propietarios, de igual forma a como los bancos privados están autorizados a poner en circulación un dinero que no tienen.

* Cuando se analizan aconteciminetos históricos, con connotaciones políticas, en los que se produjeron fenómenos de hiperinflacción el pensamiento dominante tenderá a establecer que aquello sucedió debido a un mal gobierno que imprimió y puso en circulación más dinero de la cuenta. Un análisis más detallado nos lleva a entender que en muchas ocasiones fueron precisamente estas “ventas en corto” controladas por una élite financiera privada con poder para la emisión de dinero virtual y crédito masivo, las que provocaron la acaparación, la posterior cascada de ventas, la caída del valor de la moneda del país, el desabastecimiento y la consecuente hiperinflación.

* Una banca pública sería una vía de solución a muchos problemas, comenzando por la posibilidad de financiar a coste prácticamente nulo aquellos productos y servicios orientados a cubrir las necesidades básicas de las personas y a generar empleo de calidad.

* Otra importante ventaja de esta banca pública y democrática sería la de hacer disminuir la presión fiscal sobre la ciudadanía ya que los intereses de los préstamos o comisiones aplicadas por la prestación del servicio financiero podrían revertir sobre las arcas públicas en lugar de sobre las cuentas corrientes de los directivos de la banca privada.

* Una banca controlada democráticamente y orientada en la defensa de los bienes comunes también sería un instrumento de bloqueo sobre las operaciones de “ventas en corto” destinadas a chantajear a gobiernos o parlamentos hostiles a las políticas promovidas por las élites financieras privadas.

marzo 10, 2016

Foro Social Mundial 2016 – Montreal

world_social_forum

 

El Foro Social Mundial en Montreal – 9 al 14 de Agosto de 2016.

Con el apoyo de más de 150 organizaciones de la sociedad civil en Quebec, Canadá y el mundo, la candidatura de Montreal para recibir el FSM 2016 fue aceptada formalmente por el Consejo Internacional del FSM, en el último Foro Mundial, celebrado en Túnez en Marzo de 2015.

El objetivo del grupo facilitador WSF-2016 es reunir a entre 50 y 80 mil personas en el centro de Montreal, del 9 al 14 de Agosto de 2016, incluyendo 5.000 representantes de organizaciones locales y la sociedad civil global para proponer y participar en más de 1.500 actividades autoorganizadas sobre intercambio de experiencias, debates e iniciativas conducentes hacia otro mundo posible. El WSF-2016 incluirá la apertura de marchas, un ágora de las iniciativas, un campamento de la juventud y un amplio programa cultural. Se estima que el 80% de los participantes en el FSM 2016 provendrá de Quebec, el 10% de las regiones vecinas (resto de Canadá, Estados Unidos) y el 10% del resto del mundo. Otro objetivo es acoger actividades WSF2016 organizadas en todo el mundo, con la participación a distancia a través de Internet. El FSM 2016 pasará a la historia como el primer evento de este tipo que se celebra en un país del llamado Norte. Desde su inicio en Porto Alegre, el FSM ha tenido lugar en el llamado Sur (América Latina, Asia, África). Hay un sinnúmero de alternativas que florecen a nivel local en todo el mundo para construir comunidades más cohesionadas y respetuosas con el ser humano y los límites del planeta. El reto es llevar estos agentes de cambio más allá de la división Norte-Sur, permitiéndoles intercambiar mensajes, acciones y un impulso positivo que sirva de combustible para el cambio. El lema “Pensar globalmente y actuar localmente” sigue estando plenamente vigente.

El FSM-Montreal-2016 es un evento incluído en el proceso más amplio del FSM, como herramienta de convergencia entre personas, energías y alternativas para la construcción de otro mundo.

Carta constitutiva – Inglés (PDF)

Haga clic aquí para obtener la intro corto documento sobre el FSM

enero 10, 2016

¿Es posible desarrollar una espiritualidad rebelde y libertaria?

imagen_13609A lo largo de la historia las comunidades humanas no han dejado de hacer esfuerzos por mejorar sus condiciones de vida. Este esfuerzo ha conducido a tremendas luchas tanto en el plano colectivo como en el individual, en un continuo enfrentamiento entre la pulsión que nos mueve hacia el arriesgado e incierto cambio emancipador y el inmovilismo conservador que, aún a costa en ocasiones de nuestra propia dignidad, nos aporta un cierto grado de certidumbre cotidiana. El término “espiritualidad” puede entenderse como la tendencia del ser humano a buscar un sentido, un orden de prioridades y una finalidad última que nos oriente en la toma de decisiones entre pulsiones contrapuestas, sobre todo en aquellas numerosas ocasiones en que nuestra limitada racionalidad se muestra clamorosamente insuficiente para alcanzar certezas y encontrar explicaciones a los avatares del destino. La trascendencia sería la capacidad del individuo para superar un mundo ausente de fines, en un intento por ampliar la búsqueda de respuestas con la formulación de nuevas preguntas que ya no se limitan al qué hacer y al cómo hacerlo, apareciendo el por qué hacerlo y, sobre todo, el para qué. En relación a este punto es paradigmático el dilema planteado en torno a los usos y aplicaciones de la energía nuclear. Efectivamente la ciencia y la tecnología nos ayudan a contestar a las dos primeras preguntas, más relacionadas con los procedimientos, pero se muestran muy poco operativas para dar respuesta a las segundas, más relacionadas con los fines. Es en ese terreno donde surgen disciplinas como la filosofía, la ética o la religión. Espíritu, según nuestro diccionario, puede ser definido como “principio generador, carácter íntimo, esencia o sustancia de algo”, también como “Ánimo, valor, aliento, brío, esfuerzo, vivacidad o ingenio”.

La batalla por encontrar las respuestas que nos ayuden a direccionar correctamente nuestros avances en conocimientos tecnológicos y logros materiales a lo largo de nuestra evolución, nos sitúa ante tendencias contrapuestas que se traducen en diferentes formas de espiritualidad. De manera muy simplificada podríamos establecer que conviven espiritualidades opresoras frente a otras liberadoras. Si tomamos como ejemplo a las tres grandes religiones monoteístas encontramos como un discurso originariamente rebelde, capaz de cuestionar la legitimidad del poder terrenal de reyes y banqueros, puede llegar a incorporar posteriormente una dimensión claramente opresiva y castradora de las potencialidades creativas de los seres humanos. Esto suele suceder en el momento en que dichas religiones quedan “domesticadas” por las élites gobernantes de las distintas épocas, como sucede claramente en el caso del cristianismo con su asimilación como “religión del imperio” en el siglo IV por parte de las autoridades romanas, en el caso del islamismo por la dinastía Omeya/Al-Saud, o en el caso del judaísmo por parte del sionismo político. Veamos otro ejemplo. Cuando las religiones monoteístas dicen “Solo Dios sabe, solo Dios posee, solo Dios manda”… ¿Qué quieren transmitir?. Bajo el prisma de una espiritualidad opresora que podríamos denominar “teología de la dominación” el mensaje se leería como una vía para forzar la sumisión del ser humano y la represión de todos sus talentos y capacidades más contestatarias y emancipadoras en beneficio de las castas privilegiadas, poniendo así las bases para su dócil y resignada explotación. Sin embargo también cabe una interpretación en clave liberadora y antiautoritaria de ese mismo mensaje si pensamos que el “Solo Dios sabe” hace referencia a la conveniencia de ser extremadamente cautos y humildes cuando aspiramos a establecer dogmas pretendidamente empíricos e irrebatibles que pueden terminar mostrándose dramáticamente equivocados, como sucede con la actual ciencia económica. Por su parte, el “solo Dios posee” podría ser una forma de poner en cuestión nada menos que el principio jurídico de la propiedad privada, piedra angular del capitalismo o que, finalmente, el “solo Dios manda” es un desafío directo al poder, una amenaza subversiva que confronta con la autoridad política de militares, papas o emperadores (como pareció entender el campesino cristiano Thomas Muntzer y otros muchos en la Europa del siglo XVI).

Si la espiritualidad es el esfuerzo por hallar el sentido y la finalidad última de nuestras acciones no sería descabellado una carta universal de las obligaciones del ser humano para consigo mismo y sus congéneres, formulada desde una filosofía de la liberación. Y… ¿Qué tal si el punto primero de esa carta fuera la obligación de no acumular bienes materiales por encima de una cobertura razonable de nuestras necesidades?. La búsqueda de sentido y el establecimiento consecuente de metas morales emancipadoras es una asignatura siempre pendiente para las sociedades de las distintas épocas y lugares. La mitología, la religión, la política, la filosofía no han cesado en esta búsqueda. Nos toca ahora a nosotras impulsar espiritualidades liberadoras frente a otras que históricamente han estado al servicio de las élites en su búsqueda de la legitimación de la explotación opresiva de otros seres humanos y de los bienes materiales que la naturaleza nos brinda.

Frente al fundamentalismo teocrático de los que se han empeñado en negar la dimensión histórica y material de la trascendencia el socialismo vertical estatalista cayó en el error de tratar de abolir el anhelo espiritual y trascendete en la historia de los seres humanos . Tanto una como otra son formas de reduccionismo que solo pueden ser superadas mediante el reconocimiento de aquellas formas de espiritualidad que se arriesgan a cuestionar lo establecido y a desafiar al poder político, económico e intelectual dominante para finalmente conseguir un progreso equlibrado entre las múltiples formas de vida existentes en nuestro entorno.

Para saber más puede consultarse la obra de autores como Victor Frankl, Roger Garaudy, Teresa Forcades, Abdenur Prado, Frank Hinkelammert, Enrique Dusserl, Leonardo Boff, Ernst Bloch, Pedro Casaldáliga y en general todos los pensadores relacionados con el anarquismo religioso (judío, cristiano, islámico, budista…).

diciembre 2, 2015

Entendiendo al ISIS/Daesh

noviembre 30, 2015

La herencia de Rajoy explicada en 12 datos

  1. MENOS EMPLEO, MENOS GENTE CON UN TRABAJO REMUNERADO: Según la EPA, a 31 diciembre de 2011 en España trabajaban 18,15 millones de personas y a 30 de septiembre de 2015 lo hacían 18,04 millones, en concreto 104.300 personas menos.
  2. MENOR NÚMERO DE PERSONAS DESEMPLEADAS CON DERECHO A PARO: Ahora, poco más de la mitad de los parados (54%) percibe la prestación por desempleo, cuando al principio de la crisis tres de cada cuatro desempleados estaban cubiertos (72%).
  3. MENOR CUANTÍA DE LA PRESTACIÓN POR DESEMPLEO: La cuantía media de la prestación por desempleo ha bajado desde que el PP llegó al poder. El Gobierno la recortó en julio de 2012; pese a ello en octubre de aquel año la prestación media aún era de 859,3 euros. Tres años después, en octubre de 2015 —último dato conocido—, dicha prestación había bajado hasta los 797,7 euros. Son 61,6 euros menos al mes y casi un 8% menos en términos porcentuales.
  4. DEVALUACIÓN SALARIAL. TRABAJANDO POR MENOS DINERO: El salario medio anual ha caído desde los 19.100 euros anuales a los 18.400.
  5. MÁS TRABAJADORES POBRES: La bajada de salarios auspiciada desde el Gobierno de Rajoy ha tenido como consecuencia un importante aumento del porcentaje de trabajadores pobres entre 2011 y 2014, pasando desde el 11.7% al 14.2%. Trabajar en España ya no garantiza escapar de la pobreza. Lo saben casi uno de cada seis trabajadores.
  6. MENOS DINERO DISPONIBLE POR HABITANTE Y AÑO. La renta media por persona entre 2011 y 2014 ha bajado en unos 450 euros. La crisis se ha cebado sobre todo con las clases medias y bajas; ellas son las grandes perdedoras.
  7. MÁS PERSONAS CON DIFICULTADES PARA LLEGAR A FIN DE MES. Como consecuencia de lo anteriror las personas que declaran que tienen dificultades para llegar a fin de mes pasan de representar el 11.1% en 2011 al 17.5% en 2014.
  8. MÁS PERSONAS QUE NO PUEDEN MANTENER SU CASA CALIENTE EN INVIERNO: El porcentaje de personas que padecen pobreza energética ha pasado del 6.5% de la población en 2011 al 11.1% en 2014.
  9. MAYOR CANTIDAD DE POBLACIÓN EN RIESGO DE POBREZA: El porcentaje de población en riesgo de pobreza ha pasado del 26.7% en 2011 al 29.2 en 2014, casi uno de cada tres españoles.
  10. AUMENTO DE LA DESIGUALDAD O BRECHA ECONÓMICA ENTRE RICOS Y POBRES: El coeficiente de Gini, que es el índice que mide la desigualdad en una sociedad, ha aumentado desde el 34 al 34.7. En España ahora los ricos son más ricos y los pobres son más pobres que en 2011 gracias a Rajoy y al sistema socioeconómico que él ha impulsado.
  11. MENOS PERSONAS AFILIADAS A LA SEGURIDAD SOCIAL: En octubre de 2015 todavía hay 8.500 personas menos afiliadas a la Seguridad Social que cuando Rajoy llegó al poder. Un mal dato, pero si hay menos empleo, lo lógico es que haya menos afiliados… y menos gente para pagar las pensiones.
  12. AUMENTO DE LA DEUDA PÚBLICA O DEL DINERO QUE DEBEMOS COMO PAÍS: La deuda pública ha pasado de suponer el 70% del PIB en 2011 casi al 100% actual. Pese a los amplios recortes sociales, que han supuesto miles de millones de euros, ni Rajoy ni su Gobierno han conseguido mantener la deuda pública bajo control. Dicha deuda no ha dejado de crecer a lo largo y ancho de la legislatura hasta superar el billón de euros y rozar ya el 100% del PIB. España debe mucho más dinero en 2015 que hace cuatro años: en concreto, en septiembre de 2015 la deuda pública era 340.000 millones mayor que el mismo mes de 2011. ¿Cómo es posible ese aumento si se ha recortado el gasto? Pues porque no se gasta mucho menos que antes; simplemente, se gasta en cosas diferentes: antes se invertía más en Educación, pero ahora se dedican más de 100.000 millones a rescatar a los bancos o a la industria armamentística, por ejemplo.

Todos los gráficos ilustrativos y las fuentes para contrastar estos datos pueden encontrarse en este enlace: http://www.publico.es/economia/maltrecha-espana-deja-rajoy-graficos.html

losnumerosderajoy

Información adicional en: Quince evidencias económicas que no se deben olvidar

noviembre 16, 2015

Vuestras guerras, nuestr@s muert@s

vuetra_guerra-nuestros_muertos

noviembre 14, 2015

Aprendiendo con Graeber (II): Necesidad de un sistema comunitario de crédito

sinergia3En el post anterior comentamos, siguiendo las líneas de estudio del brillante antropólogo David Graeber, que la base de la economía en las sociedades del pasado y el presente es el sistema de crédito. Las personas necesitamos crédito y confianza por parte de nuestros congéneres para crecer, desarrollarnos y poner en marcha proyectos de vida. De igual manera a como sucede en las economías familiares y en las comunidades con lazos afectivos más o menos extensos, los miembros mayores ayudan a los más jóvenes, los padres a los hijos, los más fuertes a los más débiles y los más diestros a los menos hábiles, con recursos materiales y/o conocimientos. Se parte de un principio implícito de funcionamiento social consistente en que esta ayuda o “crédito” será devuelto, en todo o en parte, cuando esos individuos, ahora frágiles, se hayan fortalecido. Se trata de un sistema basado en la confianza, no en la coacción, ya que difícilmente unos padres o unos hermanos mayores van a exigir a los menores la devolución de ese préstamo o ayuda en forma violenta. No se trata por tanto de “deudas” sino de compromisos de tipo ético para con el benefactor que, en un sentido amplio, sería la propia sociedad.

Es precisamente su carácter básico y primordial para el desarrollo de cualquier comunidad humana lo que hace que el sistema de crédito no pueda ni deba permanecer bajo el dominio exclusivo de unos entes privados y autónomos que no estén sujetos al control de la sociedad en su conjunto, ni tengan obligación de rendir cuentas ante nadie, excepto ante si mismos. Sencillamente el sistema de crédito es algo demasiado importante como para dejarlo en manos de grupos oligárquicos, regidos por élites de poder que pueden operar impúnemente al margen de los intereses de la colectividad y del bien común. Siguiendo el saber antropológico, en consecuencia, podemos establecer que no será posible el desarrollo de una sociedad mínimamente sana mientras no se garantice un sistema de crédito comunitario, ético y bajo control democrático. Asimismo no será posible una democracia política real sin una democracia económica que ponga los intereses de la comunidad por encima de las conveniencias de determinados indivíduos y grupos de poder, tal como está sucediendo en nuestros días.

Lo que nos jugamos no es, ni más ni menos, que caminar hacia un horizonte de libertad o hacia un lúgubre futuro de sumisión, dependencia, explotación y autoritarismo bajo el dominio de las élites financieras e industriales. Como complemento a los sistemas comunitarios de crédito serán necesarios mecanismos de contrapesos legales y de reparto de poder que garanticen el papel de la ciudadanía en la toma de decisiones referentes a la organización económica de la sociedad.

noviembre 2, 2015

El origen del dinero, la deuda y el mito del trueque: Aprendiendo con Graeber(I)

EnDeuda_zpscf27e31aHace unos pocos años el antropólogo estadounidense David Graeber nos regalaba un libro importante para entender el origen de la deuda y el dinero, tal como los conocemos en la actualidad. Se trata de Debt, the first 5000 years. Dejo aquí algunas ideas clave:

  • Los sistemas de crédito son, históricamente, muy anteriores a la invención de las monedas como muestran estudios del antiguo Egipto y Mesopotamia. La traducción de las tablillas realizadas en escritura cuneiforme datadas en 3200 años antes de Cristo nos explican que la base fundamental de la economía era el crédito. La disponibilidad de moneda (generalmente en porciones de plata casi sin trabajar) era muy escasa. Los créditos solían compensarse llegado el tiempo de la cosecha en cereal o ganado. La “casa comunal” de la época mesopotámica era habitualmente el templo o el palacio y en él debían compensarse estos créditos. Este sistema de préstamos estaba basado en una economía de escala humana, impregnada inevitablemente por sentimientos de pertenencia al grupo, amistad, envidias y relaciones afectivas. Matematizar la economía es, por tanto, un mero artificio equivalente a la matematización de la conducta humana.
  • Para que los préstamos se conviertan en deuda es necesario introducir el uso de la violencia, la coacción o la esclavitud en la relación interpersonal. La actual “ciencia económica” pasa por alto este detalle presentándonos un cuadro de situaciones de intercambios y deudas entre iguales basado en el mutuo beneficio como base explicativa de una disciplina hipotéticamente aséptica, empírica y neutral.
  • La multiplicación de las deudas siempre ha constituido un grave problema en las sociedades humanas. Para intentar controlarlo se introducían mecanismos de salvaguarda como los jubileos, las condonaciones parciales, las leyes en defensa de los endeudados o la condena moral del lucro y la usura. Esos mecanismos de control se han difuminado parcialmente con el auge del neoliberalismo y con su protección a ultranza de los acreedores. Por ello urge recuperarlos para evitar situaciones de progresivo desastre social.
  •  Las formas más primitivas de economía, según las evidencias antropológicas, se basarían en formas de economía del don. Las personas sencillamente se ayudaban entre sí (como sigue sucediendo actualmente en el contexto de la familia) o se “regalaban” las cosas que cada uno necesitaba, siempre que vivieran en el seno de una misma comunidad. También existirían almacenes comunales de alimentos y otros bienes. Este hecho vuelve a ser pasado por alto, de forma interesada y manipuladora, por el relato de la economía convencional que sitúa en su lugar el mito fundacional del trueque, con individuos que intercambian mercancías “en tiempo real” en un contexto de frio cálculo mercantil, buscando cada uno su interés egoista y momentáneo. Las cosas, sencillamente, no sucedieron de ese modo, según toda la evidencia antropológica disponible.
  • No debemos confundir “crédito” con “deuda”. (La deuda es una forma de corrupción del crédito, mediante el uso o la amenza de uso de la violencia). El trueque se reservaba para los intercambios con los extranjeros o incluso con comunidades rivales.  La historia convencional, de la que nos hablaba Adam Smith y muchos economistas clásicos, que traza una línea progresiva entre trueque directo –> moneda –> crédito , no se corresponde con la realidad.  El crédito amistoso y no el trueque directo sería el origen de la economía, apareciendo posteriormente la moneda y finalmente el trueque como forma muchas veces anecdótica de intercambio comercial o reservada a momentos de extrema carestía.
  • El origen de la moneda, tal como hoy la conocemos, es el establecimiento de un mecanismo concreto, puesto en marcha por una institución de poder (Estado, ejército, rey, grupo militar dominante) para la recaudación de tributos u obligaciones de pago en una comunidad. La moneda acuñada fue a menudo aquello que la casta militar dominante determinó aceptar a cambio de perdonar la vida a una comunidad conquistada. Para ponerla en circulación se distribuía como medio de pago a los soldados de sus ejércitos. La posesión de moneda confería un poder adicional a los soldados frente a las poblaciones conquistadas, que se veían constreñidas en un estado de doble sumisión (militar y económica) ante los invasores. Este es el verdadero origen de la moneda y no una evolucion “amable” ideada para “solucionar los problemas derivados del incómodo trueque”.
  • Los sistemas monetarios modernos se edifican, por tanto, sobre la capacidad de alguna fuente de poder para recaudar tributos mediante el ejercicio de la violencia. Esta fuente de poder militar, amparada en su capacidad para ejercer la violencia, contrae deudas con una o varias instituciones privadas que han conseguido acumular volúmenes de riqueza material y poder financiero. A cambio de ese préstamo (normalmente asociado a campañas militares, proyectos de conquista, guerras de anexión u operaciones de rapiña) se entrega a una o varias instituciones financieras asociadas el monopolio para la acuñación y puesta en circulación de monedas “de curso legal” (válidas para el pago de impuestos) en un proceso progresivo de monetización de la deuda contraída. Así nacen posteriormente los “bancos centrales”. Este monopolio confiere en la práctica un poder cuasi-ilimitado a la institución financiera en cuestión, ya que le da capacidad para poner en circulación tanto dinero como estime pertinente, con exigencias de reservas comprobadas cada vez menores. La inmensa mayoría de los ciudadanos no conocen o no son conscientes de este hecho y de quién y cómo crea el dinero circulante. La realidad es que los bancos crean dinero de la nada o, más exacatamente, crean el dinero de forma discreccional a partir de una promesa de devolución por parte del prestatario.
  • El relato sobre el origen del capitalismo como un sistema de libre intercambio entre iguales basado primitivamente en el trueque no se corresponde con la evidencia histórica o antropológica. El mito del trueque, sin embargo, juega un papel importante como elemento legitimador de una “ciencia empírica y susceptible de cuantificacion sobre intercambios comerciales neutrales”.
  • La creación de los bancos centrales (controlados de manera efectiva por entes financieros autónomos) representó la institucionalización de ese matrimonio de conveniencia entre militares y grandes prestamistas. Estado y mercados de capitales se retroalimentan en un círculo de hierro destinado a perpetuar una estructura de control al servicio de las élites, y cuyo principal objetivo es la explotación de las clases subordinadas. Los estados siempre se han endeudado para financiar guerras. Con los botines obtenidos, fruto del saqueo y el pillaje, se ha pagado parte de esa deuda en una ecuación que siempre se mantiene en desequilibrio, ante la necesidad de pedir nuevos préstamos. El ejemplo de Hernán Cortés es paradigmático.
  • Si fuera verdad que las deduas siempre deben terminar pagándose los bancos no tendrían ningún incentivo para calcular el riesgo de los créditos que conceden. La realidad es que hay muchísimas deudas que no se pagan, quizás la mayoría y que no todos tenemos que pagar nuestras deudas, solo algunos, generalmente los eslabones menos fuertes de la sociedad. A los más poderosos se les permitirá “refinanciarlas” o “ampliar sus líneas de crédito”.
  • Los mercados modernos de capital no operan al margen de los estados. Necesitan, por el contrario, un sistema organizado de represión, policial, judicial y militar, proporcionado por esos mismos estados para poder mantenerse.
  • ¿Qué es una deuda, al fin y al cabo?. Una deuda es tan solo la perversión de una promesa. Una promesa corrompida por la matemática y la violencia. Cuando hablamos de “deuda” como sinónimo de obligación moral de pago ante la cual debemos inclinarnos estamos asumiendo, implícitamente, el lenguaje del poder.

Más información:

Entrevista a David Graeber sobre el libro

Resumen del libro

(#Esta entrada tiene su continuación aquí –> Aprendiendo con Graeber (II): Necesidad de un sistema comunitario de crédito)

octubre 10, 2015

El ajedrez de la confluencia

ahora-en-comun
Nos acercamos al momento de una nueva cita electoral y el panorama sigue arrojando grandes áreas de incertidumbre en lo político, en lo social y en lo económico. Las fuerzas opuestas a la dictadura de las élites y las grandes corporaciones siguen con su partida de ajedrez para dilucidar la construcción de una opción electoral capaz de convertirse en poder institucional relevante. Observamos desde Andalucía que un partido con un 15% de intención de voto en tendencia descendente y con un candidato que empieza a dar síntomas de agotamiento pretende devorar a otro partido con un apoyo del 8% en tendencia ascendente y con un candidato con gran aceptación y solvencia entre grandes masas de fieles votantes. No existe parangón en la naturaleza de un animal capaz de vencer y engullir a otro de más de la mitad de su tamaño de un solo bocado, a nos ser que el depredador esté siendo víctima de algún fenómeno alucinatorio. En algunos territorios ni siquiera estamos hablando de una gran diferencia de tamaño entre ambos especímenes sino más bien de un peso y volumen similar. Las cúpulas de “Podemos” malinterpretan la realidad cuando hablan del “mandato de VistaAlegre” ya que aquello se produjo en una coyuntura sociopolítica que ya ha quedado bastante desfasada por los acontecimientos posteriores. Tampoco son demasiado coherentes cuando apelan a sus problemas con la “sopa de siglas” cuando la propuesta ha sido la de un espacio de confluencia nuevo, amplio y neutral y cuando ellos, además, no tuvieron ningún problema en aceptar sopas de siglas en Cataluña o en otros territorios según su curioso catálogo de principios a la carta. Se ha falseado la realidad cuando se acusó en los inicios a “Ahora en Común” de ser un artefacto creado por IU como ha quedado demostrado posteriormente cuando los “auténticos” promotores de la plataforma la han abandonado, reteniendo además la marca y poniendo trabas para su uso. Tampoco han estado finas las cúpulas de “Podemos” cuando han diseñado una estrategia de “compra” o de “fichajes” de los candidatos de otras formaciones, mediante negociaciones individuales, incitando de alguna forma al transfuguismo político como atajo o “regate corto” para conseguir objetivos electorales de difícil acceso mediante el convencimiento y la negociación sincera, abierta y transparente en torno a unas bases programáticas sólidas.

Tal como están las cosas, en el momento presente, toca empujar a favor de proyectos confluyentes como “Ahora en Común” a tod@s aquell@s que estamos convencidos de que es posible alcanzar una lista unitaria que englobe al “bloque de los comunes” desde unos presupuestos de respeto a la diversidad y de acuerdos de confluencia. Es necesario adoptar una visión no hegemónica o de imposición unilateral de marca, ni de dominio sumiso de unas familias políticas sobre otras. Podemos es necesario pero Podemos solo no puede. Encuentros con otras formaciones políticas como “Por un Mundo + Justo”, Pacma, Partido X, Equo, Recortes Cero, IU, Frente Cívico, Partido Humanista, partidos regionalistas transformadores, Partido Pirata, plataformas municipalistas, feministas, ecologistas, republicanistas, sindicalismos comprometidos, StopDesahucios, Ganemos, movimientos sociales, asociaciones vecinales y una interminable lista de agentes de cambio son indispensables. Siempre desde la humildad y la no atribución de méritos colectivos como propios. Los reiterados intentos de enfriar el proceso o incluso de sabotearlo desde la prensa alineada con el régimen nos indican que una confluencia real, de amplio espectro, asusta al poder. Las primarias abiertas de Ahora en Común (o la marca alternativa que finalmente se determine) van en la línea correcta. Este proceso de elección de personas candidatas dará visibilidad mediática y legitimidad a la plataforma confluyente. La lógica es que las bases de “Podemos” terminen por imponer un punto de mesura a sus líderes para que la mayoritariamente anhelada confluencia termine siendo una realidad tal como sucedió en Barcelona o en Madrid con los acuerdos finales entre Ganemos y Podemos. Estamos a tiempo. Cualquier otro escenario generaría frustración y no sería entendido por una ciudadanía con un enorme deseo de cambio.

podemos_ahora_en_comun

Nota adicional: Como todas sabemos al final no fue posible. En el siguiente artículo de Pablo Lópiz Cantó, profesor de Filosofía de la Universidad de Zaragoza y firmante del manifiesto ‘Ahora en Común’ se hace un análisis retrospectivo que, a nuestro juicio, se acerca mucho a la realidad –>

https://www.diagonalperiodico.net/la-plaza/28257-por-fracaso-ahora-comun.html

junio 10, 2015

El Bloque de los comunes: Lecciones tras el 24M

bloque_de_los_comunes
Si los resultados de las pasadas elecciones locales y autonómicas del 24 de Mayo en el estado español pueden dejarnos alguna lección esa es la de que ninguna fuerza política es suficientemente fuerte como para ocupar, en la actualidad, una posición de control hegemónico en el tablero del poder institucional. La pérdida de mando sufrida por el PP (Aquí puedes consultar quién se ha quedado la alcaldía en cada municipio) es más que evidente, pero la alternativa de gobierno no parece ni mucho menos clara. Por otra parte también es posible extraer la conclusión de que las candidaturas municipalistas de carácter transformador obtienen sus mejores resultados en aquellos lugares donde las siglas políticas tradicionales han entendido que debían difuminarse para ceder el protagonismo a proyectos globales, bajo nuevas marcas que permitieran el acople de identidades múltiples. Los ejemplos de Barcelona, Madrid, A Coruña o Zaragoza, entre otros, son muy claros. Estos proyectos globales solo pueden dar “el salto de calidad” (otros prefiere llamarlos “desbordamiento democrático”) cuando trascienden el tradicional eje “izquierda-derecha” para apelar a nuevas categorías de interpretación de la realidad, a nuevos relatos que ponen el foco sobre el eje de separación arriba-abajo, bajo el paraguas de “lo común” o “de los comunes”. Y es lógico que así sea.

El sistema capitalista, en su deriva actual, muestra con toda su crudeza que su lógica interna dispara la desigualdad hasta llevarla al paroxismo en cada vez más lugares del mundo. Los hechos demuestran que su principal combustible de funcionamiento, por no decir el único, es la fractura de la sociedad en minorías cleptocráticas acaparadoras de todo tipo de derechos y privilegios derivados de la acumulación de capital frente a amplias mayorías condenadas a deslizarse indefinidamente por la pendiente de la precariedad, la inseguridad vital y la explotación laboral. En este contexto cada vez cobra menos sentido, a ojos de millones de ciudadan@s, el trazar líneas divisorias que nos remiten a una hipotética distribución de la sociedad en mitades simétricas (izquerda/derecha), sino que la auténtica separación está situada entre la protección de lo común (abajo) y la apropiación por desposesión que ejercen las élites (arriba). El problema no está en decidir entre hipotéticas izquierdas o derechas sino en que el disponer de un empleo ya no te garantiza dejar de ser pobre, en la deuda creciente al servicio de los lobbys financieros, en la degradación de nuestro parimonio natural o en los escalofriantes genocidios silenciosos que grupos terroristas aliados de “respetables” gobiernos totalitarios protagonizan por medio mundo.

Igual que, en su momento, se solicitó encarecidamente a Izquierda Unida el renunciar a su marca en aras de la construcción de proyectos globales municipalistas, toca ahora a Podemos recorrer el mismo camino para las generales. Es el momento de hacer el “bloque de los comunes”, siguiendo las enseñanzas de las municipales, en donde movimientos asamblearios y personas independientes con una trayectoria reconocida en la lucha social y en la defensa de los intereses de la gente corriente asuman un papel protagonista, mientras los partidos políticos al uso permanencen en la retaguardia. Todo nuestro apoyo al manifiesto abriendo podemos y al planteamiento “Ahora en Común” (“Ahora en Común“).

Programa de radio de Javier Gallego 16/6/15: “Confluencia o muerte

abril 26, 2015

Los mapas del alma no tienen fronteras

galeanoEste post pretende ser un recordatorio de homenaje a este gigante del altermundismo o alterglobalización llamado Eduardo Galeano. Gracias, maestro.

Los mapas del alma no tienen fronteras – 13-07-2009

“El sentido comunitario de la vida es la expresión más entrañable del sentido común”

Palabras dichas por Eduardo Galeano en Montevideo, al ser condecorado en 2009 con la Orden de Mayo de la República Argentina.

Permítanme agradecer esta ofrenda que estoy recibiendo, que para mí es un símbolo de la tercera orilla del río. En esa tercera orilla, nacida del encuentro de las otras dos, florecen y se multiplican, juntas, nuestras mejores energías, que nos salvan del rencor, la mezquindad, la envidia y otros venenos que abundan en el mercado.

Aquí estamos, pues, en la tercera orilla del río, argentinos y uruguayos, uruguayos y argentinos, rindiendo homenaje a nuestra vida compartida, y por lo tanto estamos celebrando el sentido comunitario de la vida, que es la expresión más entrañable del sentido común.

Al fin y al cabo, y perdón por irme tan lejos, cuando la historia todavía no se llamaba así, allá en el remoto tiempo de las cavernas, ¿cómo se las arreglaron para sobrevivir aquellos indefensos, inútiles, desamparados abuelos de la humanidad? Quizá sobrevivieron, contra toda evidencia, porque fueron capaces de compartir la comida y supieron defenderse juntos. Y pasaron los años, miles y miles de años, y a la vista está que el mundo raras veces recuerda esa lección de sentido común, la más elemental de todas y la que más falta nos hace.

Yo tuve la suerte de vivir en Buenos Aires, en los años setenta. Llegué corrido por la dictadura militar uruguaya, y me fui corrido por la dictadura militar argentina.

No me fui: me fueron. Pero en esos años comprobé, una vez más, que aquella prehistórica lección de sentido común no había sido olvidada del todo. La energía solidaria crecía y crece al vaivén de las olas que nos llevan y nos traen, argentinos que vienen y van, uruguayos que vamos y venimos. Y en el tiempo de las dictaduras, supimos compartir la comida y supimos defendernos juntos, y nadie se sentía héroe ni mártir por dar abrigo a los perseguidos que cruzaban el río, yendo para allá o desde allá viniendo. La solidaridad era, y sigue siendo, un asunto de sentido común y por lo tanto era, y sigue siendo, la cosa más natural del mundo. Quizá por eso su energía, la siempreviva, fue más viva que nunca en los años del terror, alimentada por las prohibiciones que querían matarla. Como el buen toro de lidia, la solidaridad se crece en el castigo.

Y quiero dar un testimonio personal de mi exilio en la Argentina. Quiero rendir homenaje a una aventura llamada Crisis, una revista cultural que algunos escritores y artistas fundamos con el generoso apoyo de Federico Vogelius, donde yo pude aportar algo de lo mucho que me había enseñado Carlos Quijano en mis tiempos del semanario Marcha.

La revista Crisis tenía un nombre más bien deprimente, pero era una jubilosa celebración de la cultura vivida como comunión colectiva, una fiesta del vínculo humano encarnado en la palabra compartida. Queríamos compartir la palabra, como si fuera pan.

Los sobrevivientes de aquella experiencia creadora, que murió ahogada por la dictadura militar, seguimos creyendo lo que entonces creíamos. Creíamos, creemos, que para no ser mudo hay que empezar por no ser sordo, y que el punto de partida de una cultura solidaria está en las bocas de quienes hacen cultura sin saber que la hacen, anónimos conquistadores de los soles que las noches esconden, y ellos, y ellas, son también quienes hacen historia sin saber que la hacen. Porque la cultura, cuando es verdadera, crece desde el pie, como alguna vez cantó Alfredo Zitarrosa, y desde el pie crece la historia. Lo único que se hace desde arriba son los pozos.

La dictadura militar acabó con la revista y exterminó muchas otras expresiones de fecundidad social. Los fabricantes de pozos castigaron el imperdonable pecado del vínculo, la solidaridad cometida en sus múltiples formas posibles, y la máquina del desvínculo continuó trabajando al servicio de una tradición colonial, impuesta por los imperios que nos han dividido para reinar y que nos obligan a aceptar la soledad como destino.

A primera vista, el mundo parece una multitud de soledades amuchadas, todos contra todos, sálvese quien pueda, pero el sentido común, el sentido comunitario, es un bichito duro de matar. La esperanza todavía tiene quien la espera, alentada por las voces que resuenan desde nuestro origen común y nuestros asombrosos espacios de encuentro.

Yo no conozco dicha más alta que la alegría de reconocerme en los demás. Quizás ésa es, para mí, la única inmortalidad digna de fe. Reconocerme en los demás, reconocerme en mi patria y en mi tiempo, y también reconocerme en mujeres y hombres que son compatriotas míos, nacidos en otras tierras, y reconocerme en mujeres y hombres que son contemporáneos míos, vividos en otros tiempos.

Los mapas del alma no tienen fronteras.

abril 18, 2015

Foro Social Mundial Túnez 2015

Declaración de la Asamblea de los Movimientos Sociales – Foro Social Mundial 2015

¡Los pueblos unidos jamás serán vencidos!

Túnez 27 de marzo de 2015

Nosotras y nosotros, nos hemos reunido en la Asamblea de los Movimientos Sociales, durante el Foro Social Mundial de Túnez 2015, teniendo en cuenta toda nuestra diversidad para construir una agenda común de luchas contra el capitalismo, el imperialismo, el patriarcado, el racismo y todas las formas de discriminación y de opresión.

Hemos construido una historia y un trabajo en común que ha permitido avances, con la esperanza de conseguir la victoria contra el sistema dominante y poder concretar alternativas en pro de un desarrollo socialmente justo y respetuoso de la naturaleza.

Los pueblos de todo el mundo sufren actualmente los efectos del agravamiento de una profunda crisis del capitalismo, en la que sus agentes (bancos, transnacionales, conglomerados mediáticos, instituciones internacionales) buscan potenciar sus beneficios a costa de una política intervencionista y neocolonialista, con la complicidad de gobiernos neoliberales.

Guerras, ocupaciones militares, tratados neoliberales de libre comercio (Transatlántico, Transpacífico, ALECA, UE-MERCOSUR, ADE, e Israel-MERCOSUR y diferentes tratados bilaterales) y políticas de austeridad se traducen en paquetes económicos que privatizan los bienes comunes y los services publiques, rebajan los salarios, violan los derechos, multiplican el desempleo, aumentan la precariedad y la sobrecarga de las mujeres en el trabajo de los cuidados, y destruyen la naturaleza.

Estas políticas neoliberales afectan con intensidad tanto a los países del Sur como a los países del Norte, aumentando las migraciones, los desplazamientos forzados, los desalojos, el endeudamiento, y las desigualdades sociales. Refuerzan el conservadurismo y el control sobre el cuerpo y la vida de las mujeres. Además, nos imponen la “economía verde”, como falsa solución a la crisis ambiental y alimentaria, que no solo agrava el problema, sino que resulta en la mercantilización, privatización y financiarización de la vida y de la naturaleza.

Afirmamos que los pueblos no son responsables de esta crisis y por lo tanto no deben pagar sus consecuencias. No hay salida posible dentro del sistema capitalista. Aquí, en Túnez, nos reafirmamos en nuestro compromiso para la construcción de una estrategia común de combate contra el capitalismo. Y por ello, los movimientos sociales luchamos:

● Contra las transnacionales y el sistema financiero (FMI, BM y OMC), principales agentes del sistema capitalista, que privatizan la vida, los servicios públicos y los bienes comunes como el agua, el aire, la tierra, las semillas, los recursos minerales, promueven las guerras, violan los derechos humanos y saquean los recursos. Las transnacionales reproducen las prácticas extractivistas perjudiciales para la vida, acaparan nuestras tierras y desarrollan semillas y alimentos transgénicos que privan a los pueblos de su derecho a la alimentación y destruyen la biodiversidad.

Luchamos por la anulación de la deuda ilegitima y odiosa que hoy es instrumento global de dominación, de represión y de asfixia económica y financiera de los pueblos. Rechazamos los tratados de libre comercio que los Estados y las transnacionales nos imponen y afirmamos que es posible construir una integración de otro tipo, por los pueblos y para los pueblos, basada en la solidaridad y en la libertad de circulación para todos los seres humanos.

Apoyamos el llamamiento a una jornada de acción internacional contra los tratados de libre comercio prevista para el día 18 de abril de 2015

● Por la justicia climática y la soberanía alimentaria, porque sabemos que el calentamiento global es resultado del sistema capitalista de producción, distribución y consumo. Las transnacionales, las instituciones financieras internacionales y los gobiernos a su servicio no quieren reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero. Denunciamos la “economía verde” y rechazamos todas las falsas soluciones a la crisis climática como los agrocombustibles, los organismos genéticamente modificados, la geoingeniería y los mecanismos del mercado de carbono, como el REDD (reducción de Emisiones debido a la Deforestación y a la Degradación), que ilusionan a poblaciones empobrecidas con el progreso, mientras privatizan y mercantilizan los bosques y territorios donde han vivido miles de años.

Defendemos la soberanía alimentaria y la agricultura campesina que son la solución real a la crisis alimentaria y climática, y que significan también el acceso a la tierra para la gente que la trabaja.

Llamamos a una gran movilización sobre el clima para el mes de diciembre de 2015 en París. En paralelo a la COP21. Hagamos de 2015 el año de las movilizaciones de los movimientos sociales en todo el mundo por la justicia climática.

● Contra la violencia hacia las mujeres, que se ejerce con regularidad en los territorios ocupados militarmente, pero también contra la violencia que sufren las mujeres cuando son criminalizadas por participar activamente en las luchas sociales. Luchamos contra la violencia doméstica y sexual que se ejerce sobre ellas cuando son consideradas como objetos o mercancías, cuando la soberanía sobre sus cuerpos y su espiritualidad no es reconocida. Luchamos contra el tráfico de mujeres, niñas y niños.

Defendemos la diversidad sexual, el derecho a la autodeterminación de género, y luchamos contra la homofobia y la violencia sexista.

Llamamos a apoyar las acciones de la 4ª Marcha Mundial de Mujeres entre marzo y octubre de 2015.

● Por la paz y contra la guerra, el colonialismo, las ocupaciones y la militarización de nuestros territorios. Denunciamos el falso discurso en defensa de los derechos humanos y de la lucha contra los integrismos, que muchas veces justifica las intervenciones militares. Defendemos el derecho de los pueblos a su autodeterminación y a su soberanía. Denunciamos la instalación de bases militares extranjeras utilizadas para fomentar conflictos, controlar y saquear los recursos naturales y promover dictaduras en diversas partes del mundo.

Exigimos reparaciones para todos los pueblos del mundo víctimas del colonialismo

● Por la democratización de los medios de comunicación masivos y por la construcción de medios alternativos, que son fundamentales para derrocar la lógica capitalista.

● Por la resistencia y la solidaridad: Luchamos por la libertad de poder organizarnos en sindicatos, movimientos sociales, asociaciones y en cualquier otra forma de resistencia pacífica.

Denunciamos el aumento de la represión contra los pueblos rebeldes, los arrestos, encarcelamientos y asesinatos de activistas, estudiantes y periodistas, así como la criminalización de nuestras luchas.

Inspirada en la historia de nuestras luchas y en la fuerza renovadora del pueblo en las calles, la Asamblea de los Movimientos Sociales convoca a todas y todos a desarrollar acciones, coordinadas en todo el mundo, durante una semana global de luchas contra el capitalismo, del 17 al 25 de octubre de 2015.

¡Movimientos sociales de todo el mundo, avancemos hacia la unidad global para derrotar al sistema capitalista!

Reforcemos nuestra solidaridad con los pueblos del mundo que combaten cotidianamente contra el imperialismo, el colonialismo, la explotación, el patriarcado, el racismo y la injusticia, en Túnez, Palestina, Kurdistán, Siria, Irak, Libia, Grecia, España, Burkina Faso, Malí, República Democrática del Congo, en el África central, en el Sahara occidental…

¡Viva la lucha de todos los pueblos!

¡Los pueblos unidos jamás serán vencidos!